Mujer, tú eres poesía

Mujer, tú eres poesía

viernes, 10 de diciembre de 2010

Nada

Esa noche, como otras muchas,

Joaquín, el sereno, siempre amable, le decía,

“señor, le han sentado esta noche muy mal las copas”

mientras le ayudaba a que alcanzara el cercano árbol

donde vomitaba su whisky, tomado a jarras.



Abrazado a su almohada,

con manchas y olor a carmines

y perfumes baratos,

-aún, en la boca el sabor amargo del alcohol

vomitado al impasible olmo-

despertaba su borrachera con otro trago.

Y pasaba el día y la noche,

y él dormía, sin importarle todo... ¡nada!


(Del poemario "Luna llena")

9 comentarios:

  1. Los que tuvimos la suerte de ser protegidos y auxiliados en la noche por un sereno, sabemos que episodios como el que cuentas eran frecuentes y auténticos, ¡Qué gente tan valiosa! Han sido reemplazados por una técnica modernista y despersonalizada. Nunca los olvidaré. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Para importarte algo, primero tienes que quererte tú mismo.
    Un brindis por los serenos pseudo-psicólogos y bellas personas.
    Un abrazo, Jorge.

    ResponderEliminar
  3. El sereno y el borracho, curiosa antonimia de la naturaleza humana.

    Un saludo cordial

    ResponderEliminar
  4. Esa imagen entrañable
    del sereno, guardando
    puertas y almas
    que se bebían la noche.

    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  5. LOS VICIOS, CONLLEVAN AL NADA!
    UN ABRAZO

    ResponderEliminar
  6. me quedo con la figura del sereno-
    Querido amigo.
    Un placer saludarte

    ResponderEliminar
  7. Realista la fotografía del instante, del vacío existencial anestesiado con alcohol.

    Besos, caballero Jorge.

    ResponderEliminar
  8. ¡Si señor!
    Has fabricado verso de un episodio nacional. No, no me refiero a los de Don Benito, no. Me refiero a los que cualquier Sereno podría escribir en, por ejemplo, "Episodios nacionales en una calle alumnrada por faroles"
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  9. Que pena cuando se llega a esa nada, pero que suerte que siempre hay alguien dispuesto a echarte una mano.
    Te dejo un abrazo caluroso Jorge

    ResponderEliminar


Durante la lectura en el Centro Cultural "Pablo Iglesias" de Alcobendas

Aparte de leer poesía, tasmbién cantan canciones de su creación. En esta ocasión, una dedicada a Miguel Hernández.

Castillo de Sigüenza

Castillo de Sigüenza
Realizada por Antonio López Negredo